Las vacas lecheras traumatizadas se vuelven pesimistas y viven angustiadas
Screen Shot 2014-07-02 at 11.23.44 AM.png
Informes de Wired señalan que las vacas se vuelven pesimistas y se angustian tras sufrir dolor emocional o físico.

Cuando los seres humanos son sometidos a eventos traumáticos, emocionales o físicos, son más propensos a interpretar los estímulos ambiguos como negativos y ser pesimistas. La investigación muestra que las vacas tienen esta misma respuesta, lo que significa que la capacidad emocional de estas gentiles criaturas es significativa y que los crueles abusos que sufren en las granjas tienen efectos en su bienestar a largo plazo.

Daniel Weary, responsable de este hallazgo, observa: "es interesante para nosotros llegar a entender lo complejos que son estos animales... Es importante proporcionar una buena calidad de vida para ellos a una edad temprana, no sólo en términos de su capacidad inmediata para disfrutar de la vida, sino también en términos de los efectos a largo plazo que tenemos en estos animales."

¿Interesado en mejorar la vida de las vacas en todo el mundo? Echa un vistazo a EligeVeg.com para aprender cómo reducir la crueldad en tu dieta.
Mantente actualizado con recetas deliciosas, videos de animales encantadores y más.
Más noticias sobre vegetarianismo